Saltar al contenido

Un nuevo estudio sugiere que un iPhone simboliza mejor la riqueza que cualquier Android

junio 28, 2019
destacada-huawei-1
¿Nos valoras?

Un nuevo estudio sugiere que un iPhone simboliza mejor la riqueza que cualquier Android

Ya hemos hablado en más de una ocasión de que el iPhone, más allá de ser un móvil, de sus prestaciones y especificaciones, es un símbolo de estatus. A pesar de que haya móviles Android de viejo precio y calidad, la marca Apple sigue manteniendo ese intangible de reputación y prestigio, y es una existencia que está ahí y que debemos aceptar. Hoy nos hacemos eco de un nuevo estudio que, otra vez, evidencia que la tenencia de un iPhone se relaciona con un viejo nivel adquisitivo. Este ha sido publicado por diversos economistas de la Universidad de Chicago y su muestra es de más de 6.300 estadounidenses.

No podemos descontextualizar los resultados a otros países, pero eso no significa que no sean fiables.

La investigación aborda qué productos y marcas se han relacionado con la riqueza a lo liberal de los últimos primaveras. Así, en la tabla que tienes más debajo, puedes ver cómo, en 1992, consumir mostaza Conjunto Popun Dijon y comprar carretes de fotos Kodak eran sinónimos de riqueza, mientras que los últimos datos, referentes a 2016, muestran que estas dos marcas han sido desplazadas por tener un iPhone y tener un iPad.

En la tabla puedes ver que hay ciertos porcentajes acompañando a cada dato. Son el porcentaje de probabilidad. Por ejemplo, si una persona tiene un iPhone, hay un 69,1% de probabilidades de que sea rica (y, por otra parte, es el principal indicativo). Lo mismo ocurre con el iPad (66,9%) o tener una tarifa con Verizon (61%). Por desgracia, no hay ninguna mención a Android o a modelos en concreto. De hecho, la única empresa que te puede resultar acostumbrado es Samsung (octava posición), aunque se refiere a televisiones marca Samsung, no a terminales.

Un nuevo estudio sugiere que un iPhone simboliza mejor la riqueza que cualquier Android

googletag.cmd.push(function() { googletag.display(‘div-desktop-article-filmstrip’); });

“Asimilar si cierto posee un iPad en 2016 nos permite adivinar correctamente si la persona está en el 25% de personas más ricas el 69% de las veces”, afirman Marianne Bertrand y Emir Kamenica, autores principales del estudio. Es una afirmación que tiene sentido, y más en 2016, cuando los móviles Android de más de mil euros no estaban de moda. Sin bloqueo, dudo mucho que estos resultados varíen en la contemporaneidad, ya que Apple sigue teniendo ese aura de riqueza y exclusividad, mientras que Android sigue siendo lo que ha sido siempre: un sistema operante mucho mejor, más franco e interesante, aunque menos exclusivo.

En Android, por mucho que nos duela, seguimos lastrando el San Benito de que “Android es de pobres”. El problema es que se ha relacionado un viejo precio con una viejo calidad, cuando no hay ilación de unión entre ambas cualidades. Cualquiera que tenga un móvil de 300 o 400 euros de una marca como Xiaomi o Huawei sabe que esto es así. ¿Estás de acuerdo?